Funciones y servicios del administrador de fincas (parte 1)

Home / administrador de fincas / Funciones y servicios del administrador de fincas (parte 1)

¿Por qué es importante tener un administrador de finca? ¿Por qué debe estar colegiado? Más allá de moderar las reuniones o de gestionar los problemas de la comunidad, la figura del administrador de fincas es esencial. Este profesional contribuirá a que las comunidades estén bien gestionadas evitando así las sanciones que puedan sufrir estas mismas por no realizar bien ciertos trámites o por olvidarse de algunos de ellos.

No vale cualquier administrativo. Elije siempre administrativos de finca colegiados. Es una garantía y un seguro de que estará al tanto de la normativa vigente. Asimismo, es un profesional independiente que realiza sus funciones de forma responsable. Por tanto, sabrá llevar perfectamente la comunidad.

En LOMUG te contamos cuales son las funciones y los servicios que ofrecen los administradores de finca colegiados. Así podréis entender la importancia que tiene este profesional en las comunidades de vecinos. Lo vamos a realizar en dos partes.

Funciones del administrador de finca

El administrador de finca actúa como gestor y gerente. En primer lugar, es gestor de patrimonios inmobiliarios urbanos y rústicos. Asimismo, es gerente en cuanto al seguimiento y control de averías, seguros, bancos, ayuntamientos, comunidades autónomas, hacienda…

Otra función importante es la de asesor. Ofrecerá consejos a la comunidad de vecinos en temas relacionados con: el alquiler o traspasos del inmobiliario, el cobro de morosos, obligaciones con hacienda pública, aspectos de servicios y mantenimientos de las propiedades, contratación con empresas, presupuestos…

De todas estas funciones, una de las más importantes es el tema de Hacienda. Una de las sanciones más comunes en comunidades que no tienen administrador de finca son las multas con la Agencia Tributaria. No presentar los modelos fiscales que exige Hacienda o presentarlos mal, puede suponer una multa de hasta 3.000 euros.

También cobra importancia el mantenimiento del edificio. Las inspecciones periódicas del inmueble son esenciales. Con un administrador de fincas colegiado te asegurarás esas inspecciones. Sin embargo, si no cuentas con este profesional en tu comunidad de vecinos, es muy posible que se te pasen realizar las inspecciones. Como consecuencia, la comunidad de vecinos tendrá que pagar una multa de hasta 90.000 euros. Tener al día las revisiones de ascensores, instalaciones eléctricas, sistema de calefacción, estado de las barandillas… es fundamental para el mantenimiento de la comunidad y para garantizar la seguridad de los propietarios que viven en ella.

La próxima semana veremos las funciones de secretario, contable y representante inmobiliario que también ejerce el administrador de finca.

Comments(0)

Leave a Comment